Clinica Vanesa Hernández.

Especialistas en Psicología Online

Terapia Online Inmediata

 

Anteriormente, en otras publicaciones ya os hablé de la importancia de la gestión emocional y de su importancia a la hora de enfrentarnos de un modo sano a nuestro día a día.

Sin embargo, me ha parecido apropiado, volver a retomar el tema, en estos días de confinamiento. Supongo, que como tú, no dejo de recibir mensajes en los diferentes medios de comunicación, de la importancia de mantenernos activos física y mentalmente para llevar mejor estos días de aislamiento y falta de libertad de movimiento. No digo que no sea buena idea el mantener la mente ocupada y el cuerpo en movimiento para llevar mejor esta mes en nuestros hogares, pero:

¿No crees que nos estamos obligando en exceso a no sentir la situación como lo que realmente es?

Psicóloga y Terapia Online

 

La situación que se nos describe continuamente en todos los medios de comunicación es más propia de una película de terror que de nuestra realidad más cercana, pero cuidado, luego es tu responsabilidad estar ocupado para que no cunda el pánico.

Las emociones, tanto las que vivimos de un modo positivo como negativo, son reacciones de nuestro organismo para adaptarse al medio y garantizar nuestra supervivencia.

Son necesarias para nuestro aprendizaje y crecimiento personal. Sin embargo, nos educan a huir de sentir las emociones negativas. Es necesario saber identificar este tipo de emociones, para poder leer que podemos aprender de ellas, y así poder realizar una mejor gestión de las mismas. Durante estos días de confinamiento lo normal es sentir: miedo, incertidumbre, preocupación, enfado, culpa, tristeza…

El miedo es una emoción que nos alerta de una posible amenaza o daño para nosotros y nuestros seres queridos. Cuando el miedo es desproporcionado o ante circunstancias inexistentes, podemos pasar a padecer estados de ansiedad

La incertidumbre es un componente del miedo. En estos días, quizá sea lo que más estemos experimentando, un montón de preguntas sin resolver en nuestra mente, aumentan la sensación de falta de control y de miedo, ya que nadie nos puede garantizar una respuesta 100 % segura.

La preocupación, va directamente relacionada con el miedo y la incertidumbre. Es el proceso cognitivo o mental por el que tratamos de anticiparnos a los acontecimientos para poder controlar las consecuencias negativas de los mismos y estar mejor preparados para poder enfrentarnos a ellos.

La tristeza, es una emoción que experimentamos ante la pérdida. Nos ayuda a aceptar lo que está ocurriendo y adaptarnos a la nueva situación.

La frustración, la sentimos cuando no aceptamos la tristeza de que las cosas no son como nos gustaría y nos resistimos a aceptarlas.

La culpa, es una emoción que nos sirve para ser conscientes de qué hemos podido causar daño o generar consecuencias negativas para nosotros o los demás con nuestros actos. La culpa nos ayuda a tomar conciencia y rectificar, además de poder enmendar el daño causado.

El enfado, es una emoción que nos ayuda a defendernos de posibles amenazas y poder defendernos ante injusticias o daño. En ocasiones el enfado y la frustración se confunden, ya que en ocasiones creo estar enfadado, cuando las cosas no son como yo creo que tienen que ser, y realmente estoy frustrado.

Todas estas reacciones emocionales son inherentes al ser humano y propias de ser sentidas en días de crisis sanitaria y confinamiento. No sucede nada si nos atrevemos a sentirlas, para poder darles salida de un modo sano.

Es lógico tener miedo y sentir incertidumbre. Nunca nos habíamos enfrentado a una situación parecida. Pero el hecho de sentirla, no significa que nos recreemos en ellas.

Los pasos a seguir para una buena gestión emocional serían:

  1. Identificar la emoción que estoy sintiendo. Para ello me tengo que tomar unos minutos para poder descubrir de qué me está alertando esa emoción.

2. Una vez identificada, tengo que escuchar mi mente y “cazar” los pensamientos que están sosteniendo esa emoción.

Por ejemplo: siento Miedo. El miedo es la emoción

¿Qué pienso? Me voy a quedar sin trabajo, no conseguiré otro, mi familia pasará necesidades, no podré pagar hipoteca….( estos son los pensamientos)

3. Escribir en un papel cada uno de los pensamientos y tratar de buscar una respuesta de acción 

¿ Ha ocurrido ya el pensamiento? ¿es cierto lo que estoy pensando?

¿Qué puedo hacer ante ello? ¿ Puedo hacer algo ya?

4. Una vez dada respuesta a estas preguntas, mis pensamientos cambiarán y la emoción se aliviará. Hemos transformado la preocupación en ocupación.

 

Otra estrategia que nos puede ayudar a no quedarnos anclados en una emoción, puede ser el centrarnos sólo en el momento presente y posponer los pensamientos para después. Escoger un momento del día para ” preocuparnos” y el resto del día centrarnos en el aquí y ahora.

Algo importante. Lo efectivo y sano es ocuparnos de las dificultades o posibles situaciones. Nos podremos ocupar de ellas cuando sucedan y podamos actuar. Si no han ocurrido y sólo son hipótesis mentales, lo único que puedo hacer es pensar y pensar sobre ello. Cuando pienso de modo repetitivo en algo, aumento la emoción de miedo asociada a los pensamientos, ya que sube mi sensación de falta de control, al ser consciente que no puedo hacer nada para solucionar algo que aún no ha ocurrido.

Para aliviar las sensaciones físicas y mentales del miedo, te puede venir muy bien estos días, realizar respiración diafragmática, meditación, mindfullnes, relajación muscular progresiva de Jacobson. Afortunadamente, en youtube puedes encontrar audios y videos de todo ello.

Además, como he dicho al principio, me parece muy sano mantener la mente ocupada y el cuerpo activo, pero con conciencia y gestión emocional

 

 

 

Deja tu opinión, sugerencia o petición de información

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s